IMG_9166%5B1656%5D_edited.jpg
Buscar

Remedios naturales para el postparto (recupera tu figura)

Actualizado: may 3

El postparto es un momento muy crítico, pues hay una debilidad por el esfuerzo que implica un parto o cesárea,el cuerpo sufre muchos cambios a nivel físico, emocional y hormonal, además de tener un bebé que requiere de cuidados las 24 horas. A continuación te propongo algunos remedios naturales para que te cuides en el postparto, pues para poder cuidar mejor a tu bebe,necesitas cuidarte primero tu.



Recupera el calor de tu cuerpo y con ello tu figura.


Generaciones atrás, era muy común que tras un parto, la nueva madre era consentida con varios días de baños de vapor o de hierbas. En la actualidad es algo que muy pocas personas hacen, aunque en realidad es algo que dentro de la medicina tradicional se recomienda ampliamente. Siempre cuidando que en caso de que hayas tenido una cesárea, protejas tu cicatriz al menos hasta que te hayan retirado los puntos.

El proceso es fácil pero si vas a necesitar ayuda.

Ingredientes:

  • ramas de árbol de pirul( Schinus molle)

  • manojo de ruda (Ruta graveolens)

  • manojo de árnicamontana

  • manojo de romero (Salvia rosmarinus)

  • Una tina mediana,

  • una cobija o plástico muy grande con el que te puedas cubrir completamente.

Para preparar el ritual debes poner suficiente agua a hervir y agregar las hierbas, después cuela y agrega esa agua a una cubeta con agua fria, a modo que vayas midiendo la temperatura que soportas, no se trata de quemarse, pero si de tolerar lo más que se pueda el calor. Posteriormente esa agua la agregas a una tina pequeña, donde tu puedas estar sentada sobre un banco y con esa misma agua te vas bañando todo desde la cabeza, sobre todo en la espalda y el vientre, cuando digo bañar no me refiero a que utilices jabón, solo usas el agua herbal. Después te quedas sentada sobre la tina al menos unos diez min. con todo el cuerpo bien cubierto para sudar un poco. Antes de salir de la tina de enjuagas con agua limpia y caliente en especial el área de los senos para que no le quede un sabor desagradable a tu bebe. Inmediatamente te vistes y abrigas muy bien, sentirás mucho calor y sudaras, justo es lo que se busca con este baño, pues así sacarás el frío que entró de manera indirecta en tu cuerpo por el parto. Se recomienda repetir este baño al menos 5 veces en un lapso de un mes. Sentirás tu cuerpo fuerte y a su vez ayudaras a recuperar tu talla con más facilidad.

Recupera el calor de tu cuerpo y con ello tu figura.

Si tienes puntos es importante tener buena higiene de la herida, puedes realizar lavados con agua y jabón una vez al día, cambiar de compresa frecuente y aplicarte unos cataplasmas de sábila de vuena calidad que puedes encontrar en herbolarios o internet, a mi me gusta la de marca forever living pero busca la que mas te convenga. Esto ayuda a mejorar la inflamación y la cicatrización!



Si has tenido una cesárea en cuanto te retiren los puntos te recomiendo que acudas a tu fisioterapeuta para que te realice un masaje cicatricial, de esta manera evitarás adherencias en la cicatriz y mejorarás mucho no solo su apariencia sino su recuperación.

¿Visitas? No, gracias.

El postparto es un momento muy delicado para tu cuerpo y mente, precisa de mucho descanso, minimizar los factores de estrés y sobretodo aprovechar a dormir cuando lo hace el bebé para no acumular sueño atrasado es esencial para tu recuperación. Si tenemos visitas continuas no podremos descansar durante el día y los bebés son muy nocturnos por lo que iremos acumulando cansancio. Por lo tanto es recomendable durante la estancia en el hospital minimizar al máximo las visitas y una vez en casa organizarlas para que tengas tiempo para descansar y haceros con la rutina del nuevo miembro de la familia.

Hemorroides

Pueden aparecer en el embarazo y en ocasiones se intensifican en el postparto. También esto depende mucho del tipo de parto y de los pujos que hayas realizado. Si sufres de hemorroides en el postparto pueden resultarte molestas ya que no te permiten sentarte de manera relajada debido al dolor y dificultan la defecación. No es recomendable utilizar ningún cojín específico. Puedes hacerte unas compresas naturales con una infusión de hamamelis o cola de caballo y tomillo, empapas la compresa en la infusión, la envuelves en film y al congelador, ayudarán a aliviar esas molestias!

Glóbulos de arnica.